miércoles, 23 de marzo de 2011

HORNO DE LEÑA Y BARBACOA


Es un trabajillo que hice allá  por el verano del año 2008 y que estaba pendiente desde el año 1974 en el que, junto a mi amiga Chefa de Touro, asamos DOUS RANCHOS  en un horno de leña de los de la época en una panadería de la zona. Allí me entró el gusanillo.
El diseño del horno no es mérito mío ya que lo copié, casi íntegramente, de uno que hizo un "artista" llamado  Carlos Meneses y que publicó en la pg.  HORNOS ARTESANOS. La barbacoa es de construcción tradicional con una parte para quemar leña y hacer brasa y otra más grande como zona de asado. También, como veremos, tiene adosada una meseta de trabajo con una buena iluminación y dos tomas de corriente.
Volviendo al diseño del horno, me convenció el realizado por Carlos Meneses, que es de dos cámaras. La explicación que da  ÉL de como utilizar el horno es estupenda y, por lo tanto, no me extenderé yo mucho en como se le da el mejor uso a este tipo de hornos de dos cámaras. (ver en su página)
Sí hice algunos cambios que modifican algo el diseño y que enumero:
.-El aislamiento exterior que utilizo es ladrillo refractario aislante en vez de la manta de fibra de vidrio; estos ladrillos son muy ligeros y también muy porosos. Esto me obligó a añadirle un tejadillo ya que, cuando llovía, "chupaba" mucha agua y tardaba tiempo en secarse.
.-La puerta del horno la hice con cámara  (doble pared)  con un agujero en la parte superior que sirvió para llenarla de aislante (trituré unos ladrillos); la chapa que utilicé es de 4 mm.; esto la hace bastante pesada y, por lo tanto, difícil de acoplarle bisagras. En su lugar tiene dos asas que facilitan el uso.
.-La puerta de la cámara inferior sí tiene bisagras. La ventana del tiro, en esta puerta,  la hago deslizante (el mismo sistema que usan las cocinas de carbón de "antes" (lo veremos después)
.-Para la visualización de la temperatura, le incorporo un termopozo (con rosca hembra de 1/2"  NPT que es la normalizada, para montar un termómetro de esfera) que atraviesa toda la pared y la sobresale 3 cm en el interior del horno. Esto implica que mide la temperatura ambiente y, probablemente sería bueno tener información de la temperatura del refractario. De todas formas, hice un par de curvas de temperatura para conocer el comportamiento y su estabilidad y hablaremos después de ellas.
.-Cerca de la "mirilla" superior instalo una toma de corriente estanca para diversos usos ocasionales , ver en el interior del horno y/o en la barbacoa, etc.
.-Leí algunos artículos sobre cuál es la situación y orientación idónea del horno y barbacoa  pero, en nuestro caso, el objetivo es "poner en valor" una zona determinada de nuestra casa que estaba un poco necesitada de atención y rehabilitación.

MANOS A LA OBRA.

Decir que las fotos las hice como recuerdo y no específicamente para este blog. Por lo tanto, es probable que encontréis alguna carencia. Perdón.



El encofrado, como primer paso, delimitando el perímetro de todo el "complejo", con mallazo de 10 x 10 cm. de retícula. El largo total es de 4,9 m., la base del horno es de 1,40  x 1,40 m., la meseta mide 2,10 m de largo por 0,6 m de ancho (14 azulejos de largo por 4 de ancho de 15 x 15) y la barbacoa 1,40 m de largo  

Mallazos verticales para los diversos pies



Encofrado de todos los pies. Ya se aprecian las distintas alturas que van a tener el horno, la barbacoa y la meseta.
El pié común a la meseta y a la barbacoa es doble


La meseta mide 0,83 m de alto, la barbacoa 0,70 y la base del horno 1,10 m de alto. (la hornilla a 0,5 m.) 


En esta foto ya se ven los pies sin el encofrado



 Preparación de la meseta con rasillones de 1 m de largo



Bases de la barbacoa y horno con rasillones cortados a la medida.


Se aprecia el conjunto



Comienzo con la cámara inferior (llamada también hornilla). En la base con ladrillo refractario acostado y la primera hilada de las paredes laterales a plomo. Uso cola refractaria en vez de mortero refractario. Así da la impresión de que los ladrillos van colocados "a hueso".


Con las tres plantillas de ocho lados se facilita la colocación de el resto de ladrillos dándoles  forma de bóveda.


Ya vemos la hornilla terminada y se aprecia el conducto posterior que unirá con el horno superior








Es el momento de empezar con la barbacoa.  La primera hilada, la del frente,  la coloco de canto haciéndole un rebaje a cada ladrillo, para el vuelo y  para que de el nivel con los posteriores que van acostados


Ya se aprecia las medidas que tienen cada compartimento (0,80 m la barbacoa y 0,4 m la zona de brasas)


Vista desde la otra cara en donde se aprecia el hueco para pasar las brasas de un lado a otro.

Tabico con refractarios recuperados los laterales de la cámara inferior.

Prepara el encofrado de la base del horno


Placa del horno ya fundida. Se aprecia el conducto de unión de las dos cámaras. No tengo fotos del mallazo que lleva la placa pero es de retícula de 30 x 30 mm

Delimito el perímetro del horno con ladrillos refractarios acostados. Están tomados con cola refractaria.
El diámetro interior del horno es de 0,95 m.




Lleno el interior del perímetro con vidrio triturado y con sal gorda

Aquí ya esta colocada la solera, el arco de la puerta y parte del horno (no tengo más fotos)
Para el arco empleé refractarios con forma tronco-piramidal 


Los refractarios con los que construyo la bóveda son rectangulares con forma arqueada que facilitan su colocación.





Vemos ya colocado el termopozo que alojará el termómetro




Ya terminada la 1ª fase de la bóveda




Para la salida de humos coloco provisionalmente un tubo de plástico. También ya preveo el lugar donde colocar la mirilla



Retomo el tema de la barbacoa. La chimenea de salida de humos decido hacerla con refractario aislante. Me pareció apropiado por su poco peso y ligereza.



Otra vista del conjunto



La chimenea con la forma y altura definitiva



Recubro la bóveda del horno con lacrillo refractario aislante. Los divido en dos para que tomen mejor la curvatura del horno


Le adoso una tela de gallinero y empiezo a enlucirlo con mortero refractario




También la chimenea



Monto el tubo para la salida de humos con charnela incorporada para la regulación


Tal como quedó después de colocar el calorifugado a base de coquilla de fibra y revestimiento con chapa de aluminio


 Cestilla para quemar madera con caída de brasas a la solera de la barbacoa


Vista de la cestilla en su totalidad
 Vista de la puerta superior (mirilla y dos asas)



La puerta vista por su lado interior con el hueco practicado en la parte superior por donde introduje el refractario aislante


Puerta de la cámara inferior con la trampilla deslizante para regular la entrada de aire. Esta puerta sí va abisagrada al marco metálico


Vista del tiro por la parte interior de la puerta


Detalle del tiro


Mirilla superior por donde acoplo un flexo para iluminar el interior del horno y ver por la mirilla de la puerta del horno (por cierto, sin mucho éxito)

Termómetro indicador de temperatura con escala de 100 a 500 ºC

Mesa de trabajo anexa al "complejo"


Detalle del aspecto final del horno. La parte inferior la recubrí con losetas de pizarra rojiza  que, creo le da un buen aspecto.

La iluminación de la mesa de trabajo la consigo con unos tiestos de cerámica invertidos. Recorté un tablero marino a la medida de la boca del tiesto. Practico con una fresa un taladro del diámetro del aro para la lámpara halógena y fijo al tiesto el  tablero con silicona. Los transformadores están alojados en la pared detrás de los tiestos; los huecos lo practiqué con una fresa vídea de diámetro y profundidad suficiente para que entren los transformadores. 

Vista del conjunto

 Vista del conjunto
Otra vista esperando a que crezcan más los geranios

CONCLUSIONES.

Estoy encantado con el resultado final pero con algún "pero"
.-Prolongaría la base del horno para poder sacar las bandejas para inspección y manejo.
.-La salida de humos por el  tubo de la chimenea es deficiente y, cualquier sistema distinto a los hornos de las casas de labranza gallegas no creo que sea efectivo. Cuando quemo leña en el horno superior y aun no está caliente, sale bastante humo por la puerta y tengo que proteger la madera del tejadillo para que no se deteriore.
.-Pondría otro termómetro incrustado en el refractario para tener doble información de la temperatura, tanto en el calentamiento como durante el uso.
.-La puerta del horno es algo pesada y sería más cómoda con bisagras.

SIN PERO:
El tiempo de calentamiento es de hora y media a dos horas con un carretillo de madera no muy buena (no uso roble precisamente, aunque al final quemo algo de castaño y laurel por el tema de los olores) Las brasas las precipito a la cámara inferior consiguiendo aporte adicional de calor durante el uso del horno.
Después de este tiempo de calentamiento alcanza fácilmente los 450 ºC  en el termómetro, bajando rápidamente (en media hora)  a 220 ºC. A partir de esta temperatura, el descenso ya es muy lento hasta los 180 ºC  y, en esta temperatura se mantiene  el tiempo suficiente para cualquier asado.
Animaros, compensa.
Gracias por vuestro interés y atención.

Un abracito




17 comentarios:

  1. Hubo un tiempo, en el que el "EMPERADOR" de la ínsula de Meralaria soñaba,soñaba,soñaba....con poder hacer realidad todo aquello, que a veces,solo a veces, le parecía imposible de conseguir.

    Y hete aquí que este tiempo llegó,pasados algunos inviernos y veranos (primaveras y otoños en medio),los sueños empezaron a hacerse realidad, de sus manos empezaron a "brotar" obras sin descanso: huerta,cobertizo,cunas,armario,vestidor; sin olvidar el complejo trabajo de la recolección y posterior emvase de los productos cosechados; sin detrimento de la atención de las aves ponedoras,así como el envasado de bonito en temporada.
    Hechos de los que doy FE como notario mayor del Imperio de Meralaria (y gustosa consumidora).

    HACER CONSTAR QUE DETRÁS DE TODO BUEN EMPERADOR(amigo mío), HAY UNA MEJOR EMPERATRIZ.

    ¡Hala,bo proveito que xa che é horiña!

    ResponderEliminar
  2. Para ser monaguillo de una parroquia de barrio "saliche ven espabilado". Si se entera o cura ascendete a "sacristán".

    Bueno, dejemonos de "coñas", "toi" deseando probar lo bien que funciona "0 forno" y la "barbaquiu".
    En la memoria de materiales te has quedado corto. Por lo de pronto, observo que empleaste tres tipos de ladrillo refractario. En cuánto al "Thedrolet" es de rosca "NPT"?. Y eso, qué es?.

    No comentas nada de la descontaminación de los ladrillos y creo que son los van montados en el interior del horno.
    Menos mal que llega el verano y tendrás que ir a pegarte un baño a la playa y así podrás descansar.

    Miguel, recibe un fuerte abrazo y hazlo extensivo a Marisol. +++++++++

    ResponderEliminar
  3. ¡Qué buena pinta tiene el pollo!
    Y el horno... ES GENIAL.
    ¡¡¡¡ERES UN ARTISTA, TÍO!!!!
    Patricia.

    ResponderEliminar
  4. Miguel, antes de nada, me gustaría felicitarte por el espectacular conjunto barbacoa-horno de leña que te has hecho. Te ha quedado de auténtico profesional. Y por supuesto, agradecerte que lo hayas compartido con los demás.
    Por otra parte, me gustaría trasladarte un par de dudas que tengo, pues me he comprado una casa de campo cerca de Madrid, le voy a hacer una gran reforma y me estoy planteando la posibilidad de hacerme tanto una barbacoa como un horno de leña.
    Dado que lo que más me gusta, con diferencia, es la cocina, mi idea es hacerme una cocina de 45 metros cuadrados (10,5x4) y en ella probablemente voy a poner la mayor parte de los mecanismos de cocción existentes (fogones, plancha, fogones gigantes para paella, horno convencional, horno de leña, barbacoa, etc.). Como algunos de estos de estos “juguetitos” tienen la desventaja de soltar mucho humo y con ello pueden atufar toda la cocina, y dado que pretendo que mi cocina sea un lugar placentero donde pasar la mayor parte de mi tiempo y el de mis invitados, había pensado aislarlos en una especie de pecera de cristal, con cristales correderos, de manera que pudiera abrirla o cerrarla, según la utilización que le dé, y en todo caso con un importante extractor de humos industrial y con aire acondicionado.
    Mi duda, es si incluir la barbacoa y el horno de leña dentro de la pecera, y por tanto, dentro de la cocina. Los hornos de leña que he visto están en el exterior de las casas y los expertos recomendáis el exterior, sobre todo por humo que generan y la temperatura que generan (el problema de la temperatura entiendo que surge sólo en verano).
    Mi pregunta es, si monto un buen sistema de extracción de humos y un buen aire acondicionado en la “pecera”, y teniendo en cuenta que pretendo tener una cocina ultra completa, ¿no tendría más sentido contar con barbacoa y horno de leña dentro de mi cocina, en lugar de fuera, donde, obviamente, también los podría colocar?
    Mi segunda pregunta es, dado que el elemento que genera el fuego para cocinar en una barbacoa -la leña- es el mismo que en un horno de leña, ¿no hay forma de hacer un “dos en uno”? Es decir, ¿no hay alguna forma de aprovechar el horno de modo que se pueda colocar una parrilla regulable en altura para cocinar a la parrilla dentro de él? Con ello me ahorraría un espacio estupendo.
    Mil gracias de antemano y una vez más, enhorabuena por el resultado. Es alucinante.
    Manuel

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mándame tu correo a MIGUELAC1949@GMAIL.COM
      Un abracito

      Eliminar
  5. Simplemente genial! un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Alex, por leer este blog. Comentarios tan "drásticos" son un orgullo para mi.
      Un abracito

      Eliminar
  6. Encantoume todo o travalho, unha forta aperta.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Moitas grazas, amiga. O conxunto barbacoa-forno foi un traballo que fixen durante o mes de vacacións dun ano que non foi posible facer unha viaxe.
      Outra vez grazas polo comentario.
      Un abracito

      Eliminar
  7. Hola, tu obra me parece genial, muy lograda.
    En septiembre yo pienso construir un horno de leña con hornilla, y una de las dudas que me asaltan es, ¿sobre la capa de cristales y sal, se coloca directamente la base de ladrillos refractarios para el horno y se rejuntan los mismos?, o es oto el proceso.
    Gracias y un cordial saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué tal, amigo. Si que me faltan fotos que expliquen bien todo el proceso, pero como ya dije, cuando hice esta "manualidad" todavía no pensaba en el blog. Los ladrillos de la solera los coloqué directamente sobre la capa de sal, pero entre ellos llevan cola refractaria. Es una capa de un par de milímetros que casi, casi, parece que van colocados a hueso. Si lo crees conveniente, mándame tu correo (MIGUEL AC1949@GMAIL.COM) y te envío alguna foto. Gracias por tu comentario y un abracito.

      P.D.: Ten presente los peros que le pongo a mi horno.

      Eliminar
  8. Precioso te quedo yo estoy haciendo uno revestido en forma de pirámide esta quedando muy bonito

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es estupendo que te guste pero lo mejor está por llegar y es cuando termines el tuyo y lo uses, verás como lo disfrutas.
      Un abracito

      Eliminar
  9. Felicitaciones por el resultado de tanto esfuerzo, que seguramente ha valido la pena y estaras disfrutando cada vez que cocinas algo. Como tambien estoy empezando a ver como construir un horno en mi casa, quisiera saber como has hecho las perforaciones en la chapa de 4 mm. donde colocar la mirilla, he pensado en una radial pero no se si conseguire que quede bien en los angulos. Muchas gracias por compartir esta información, saludos.

    ResponderEliminar
  10. Quizás lo menos logrado de este horno sea la puerta ya que hoy la haría mucho más sencilla, sin tantas complicaciones. No creas que las mirillas tienen mucha utilidad ya que se ahúman enseguida y, además, es difícil conseguir los cristales para alta temperatura. Para conseguir hacer la ventana en la chapa, haz taladros en las cuatro esquinas procurando que no sobrepasen las medidas; luego ya repasarás con una lima cuadrada para que los ángulos de 90 º queden perfectos. Los cortes los hice con radial y sierra para metales (18/24 dientes por pulgada). Con chapa de +/- dos milímetros es más que suficiente.
    Si necesitas más datos, fotos o cualquier aclaración de cómo hice todo esto no dudes en ponerte en contacto conmigo: miguelac1949@live.com
    Un abracito

    ResponderEliminar
  11. Hola Miguel tras tu experiencia quisiera saber si bale la pena hacerle el hornillo al horno fantastico el conjunto felicidades

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola amigo, gracias por interesarte por este blog. El horno inferior (algunos dicen hornilla) tiene la virtud de darle estabilidad en el tiempo a la temperatura. En las conclusiones finales del post verás que hago hincapié en ese tema. Las paredes de refractario al no ser excesivamente gruesas, tienen una inercia térmica no muy lenta precisamente y es por eso que la reserva de brasas que se acumula en el horno inferior le da a la temperatura esa estabilidad de la que hablábamos anteriormente. Anímate, de verdad vale la pena el horno de leña y mucho más con la cámara inferior. No dudes utilizar mi correo si necesitas algún comentario más.
      Otra vez gracias por leer este blog; un abracito.

      Eliminar