miércoles, 29 de junio de 2011

A MISMA, UN POUQUIÑO MAIS CARGADA DE BOMBO

Dicen los que cuentan cuentos que en un pasacalles de un pueblo gallego en fiestas, a un pequeño y modesto grupo de gaiteros (gaiteiros en Galicia) que estaba dando lo que aquí llamamos “dianas y alboradas”, le preguntaron: ¿Cuál vas a tocar ahora? y contestó el portavoz: La misma un poquito más cargada de bombo. Viene esto a cuento porque por tercera vez ya toca contaros lo de los pollos y parece que se repite siempre el mismo relato. Si seguís mi historia, bueno, la de los pollos, el primer control lo hicimos  el día 1 de junio con “Houston, tengo un problema”; el segundo el día 13 de junio con “Houston, tengo un problema (II)” y ahora viene el tercero, el día 27 del mismo mes. Ha que está bien el título?
Venga!!, los datos y las fotos de la tercera entrega:
Los pollos crecen y, por lo tanto, comen bastante más "per cápita" (ave de pico no hace al amo rico). En el mismo período de tiempo, 14 días, 50 kilogramos lo que supone 2.940 gramos por cada "cápita" de las que decíamos antes.  Y lo que es lo mismo: 2.940 gramos dividido entre 14 días resulta 210 gramos diarios. Pasamos de 122 gramos diarios en el primer control a estos 210, casi el doble.
Empiezo el control de peso con lo habitual, limpieza y desinfección,

un fumigado con el habitual Zotal


una nueva capa de hierva fresca

y el primero pasa por la báscula, 2,4 kilogramos

el segundo, 2,350 kilogramos

2,450 el tercero


el más gordo, 2,5 kilos

2,350 kilogramos

y el último, 2,3 kilogramos


y estos son los datos de este control:
.-el peso medio es de 2.392 gramos.
 .-necesitaron 75 kilogramos de pienso durante este tiempo
.-4,41 kilogramos de pienso por pollo
.-170 gramos diarios es lo que ha comido cada uno (periodo de 27 días)

.-1.042 gramos es lo que ha engordado cada uno en 27 días, 39    gramos diarios lo que supone un rendimiento de un 23%
.-2,65 € es lo que ha costado mantener a cada uno en estos 27 días.

Hoy, 28 de junio, es día para el cambio de alimentación. Empiezo a suministrarles maíz, Mitad y mitad hasta que terminen con el saco de cada. Así, paulatinamente, se baja la cantidad de pienso y se aumenta la de maíz que no engorda pero es el rico cereal que cambia el sabor, el color, la  textura,  etc. de la carne de pollo.
Por cierto, cuanto más te introduces en temas de huerta, más admiras y valoras la aportación de la GRAN AMÉRICA en todos esos productos y alimentos que nos vinieron de ALLÍ (patatas, maíz, pimientos, etc).
En honor y homenaje a ese GRAN PUEBLO, hoy en vez de terminar con una frase o refrán, le dedico esta emocionante y bonita  canción del malogrado Nino Bravo

Un abrazo a todos

2 comentarios:

  1. Todo muy bien especificado...pero tú ¿eres criador de pollos aficionado o es que estás haciendo un estudio científico para la NASA
    ¡Pollos inocentes ignorantes de su destino y lo que se esconde tras el zotal, la hierba fresca y mullida, el maíz y el pienso!.¿Creerán cuando los pesas que los abrazas?.
    Bueno sin otra cosa que decirte,solo que no se te olvide echarles, una vez al día, por lo menos, un brazadiño de berzas,esta que lo es...
    MILAGRITOS

    ResponderEliminar
  2. Miguel el tìtulo està fenomenal.
    A los pollos como no se ven enteros los veo un poco chuchurrios, niño hazle caso a Mila y echales esas berzas.
    Aquì el zotal lo echan en las cuadras de caballos, te vas a cargar los pollos.
    Un abracito

    ResponderEliminar