viernes, 15 de noviembre de 2013

CHULAS DE CALABAZA

NOVIEMBRE, mes de difuntos, mes de Samaín, mes de calabazas, mes de cambio de ciclo, mes de comienzo de año en el calendario celta; calendario lunisolar, 


calendario de Coligny, grabado en una placa que mide 1,5 metros de largo por 1 metro de ancho, como para llevarlo en la billetera de bolsillo ; es de bronce y representa los sesenta y dos meses lunares en un enfarragoso sistema que unía los años lunares de 354 días con los solares de 365; 

l
El calendario circular celta interpreta el tiempo como un recorrido en redondo volviendo siempre al mismo punto de partida. El año lo divide en dos períodos, LUZ y OSCURIDAD. La oscuridad del mes de noviembre indica el comienzo del año y, la segunda parte del año marcada por la luz, comienza con Beltaín, el día primero de mayo. Esta cultura antepone la noche al día, la luna al sol, la oscuridad a la luz, y por  lo tanto, lo lógico es que el año comience en el mes más oscuro, en noviembre.
Este calendario circular señala cuatro fiestas, cuatro grandes celebraciones que marcaban la vida a lo largo del año celta:
La fiesta del IMBOLC, fiesta relacionada con el ritual de la fertilidad que se corresponde al 1 de febrero y está dedicada a la gran diosa Briganti que significa excelsa en el idioma céltico (Brigantia latinizado).
La fiesta de BELTAINE,  fuego de Bel, fiesta dedicada al Dios Belenos, el Dios de la luz, el sol y el fuego y a la Madre suprema, señora del Bosque.
La fiesta de LUGHANASAD, fiesta en honor del dios Lug, Lúnasa, nombre que también recibe el mes de agosto. Esta fiesta celebra el final de la cosecha, tiempo de treguas militares, de celebraciones de juegos, ferias y músicas. En este día también se celebran las bodas que duraban un año y un día que se debían renovar al final de este período.
La fiesta del SAMAHAIN, fiesta de reunión, celebra el final de un ciclo y el comienzo de otro, esta fiesta se consideraba como el Año nuevo Celta y se hacía coincidir entre los días 5 y 7 de noviembre, entre el solsticio de otoño y el solsticio de invierno. Durante esta fiesta, los sacerdotes de la época, los druidas, actuaban como mediums y se comunicaban con los antepasados, y los habitantes de una dimensión "atemporal" -los espíritus de hadas, ninfas del bosque y duendes- revelaban el futuro a los mortales. 

Al principio del post escribía que este mes es el mes de la calabaza y esto, amigos, viene de antiguo: Cuenta la historia que hace unos cuantos milenios, vivía un monje en un pueblo de Irlanda; este monje llamado Jack era un bromista de cuidado al que le gustaba hacer maldades y, tanto disfrutaba, que hasta hizo un pacto con el diablo que consistía en que si este Jack hacía el mal en la Tierra el diablo no dejaría que el monje entrara en el infierno cuando se muriera. A este monje cuando se murió, no lo dejaron entrar en el cielo por malo y claro, el diablo cumplió con su palabra y tampoco le dejó entrar en el infierno. Como solución, el diablo le regaló una linterna para que viera en las tinieblas, una linterna peculiar que consistía en un nabo hueco y en su interior un carbón incandescente para siempre, incandescente para toda la eternidad. ¿De donde viene entonces lo de la calabaza?, pues verás, cuando los irlandeses emigraron a los Estados Unidos se encontraron allí con que abundaba la calabaza en vez del nabo y poco a poco sustituyeron en sus fiestas del Samahaín  por el nabo. En resumen, fiesta pagana, fiesta importante en el mundo celta, Irlanda a la cabeza, que en su celebración original no se llamaba Halloween, si no SAMAN, SAMAIN o SHAMHAIN (se pronuncia "xao-in") y que comenzó mucho antes de Cristo. Originalmete, esta fiesta druídica se llamaba la "vigilia de Saman". El nombre de HALLOWEEN viene del intento de cristianizar esta fiesta pagana, exactamente cuando el papa Gregorio IV en el año 830 dedicó una capilla de la iglesia vaticana a "Todos los Santos" el día 1 de noviembre, cambiando así la fiesta que antes se celebraba en el mes de mayo. El nuevo día, la nueva fiesta fue llamada "DÍA DE TODOS LOS SANTOS" o ALL HALLOW'S DAY en inglés, y pronto llegó la costumbre de llamar a la tarde anterior "ALL HALLOW'EN" que abreviando quedó en HALLOWEEN, según traducen los que hablan y escriben bien en ingles.
Nada, amigos, que para mi no hay nada mejor que leer de vez en cuando un poco de todo para enterarse de algunos modernismos importados, !! menudo chasco para las mentes progresistas !! ¿cómo la mía?, no se, no se.

Esta foto está hecha en Dexo, Oleiros, en donde se mantiene año tras año la tradición del Samaín, Galicia, pueblo celta por excelencia.
En octubre del año 2011 publiqué el post 
en donde cuento un poco como se celebra esta fiesta aquí, en este rinconcito de Galicia, en Dexo -Oleiros- pero amigos, queda todavía por hablar, por contar lo de la fiesta gastronómica. Decía que octubre y noviembre son meses de calabaza y, un postre gallego por excelencia, SON LAS CHULAS con el ingrediente básico de la calabaza; veamos:

elijo una calabaza butternut pequeña, ya que "en llegando a ciertas edades" no se puede abusar de ..........las cosas ricas porque ya sabéis, "todo lo que me gusta o es pecado o engorda". !! PAÍS !!

pelo la calabaza y troceo 500 gramos

que pongo a cocer durante veinte minutos, sin olvidarme de un poquito de sal

mientras, en un bol mezclo 100 gramos de harina, 50 gramos de azúcar (utilicé moreno en este caso)

y cinco gramos de levadura en polvo

que es un tercio de este sobre que contiene 15 gramos

retiro a otro bol la calabaza cocida

que trituro con un brazo

bato tres huevos

a los que le añado la calabaza triturada

que muevo bien con unas varillas

y a continuación lo añado a el bol con la harina, el azúcar y la levadura en polvo,

una buena movida con las varillas y ya está, todo listo para 

empezar la "fritada", la rica fritada
.
una vuelta a tiempo y

!! vualá !! o sea, voilá.

Como variante, y/o alegre innovación, un chorrito de ron no le viene mal,

o de aguardiente, para darle el toque enxebre, aunque si añadimos el orujo, ojito, poca cantidad ya que por su intensidad modifica el sabor.
Con esta cantidad de 500 gramos de calabaza, 100 gramos de harina, 50 gramos de azúcar, tres huevos, la levadura sin olvidarme de la pizquita de sal, se consiguen alrededor de 20 "CHULAS"

La frase: TE JUZGUÉ MELÓN Y ME RESULTASTE CALABAZA, dice el refrán popular que viene de antiguo, pues dicen que la relación entre el rechazo amoroso y dar calabazas es por el carácter antiafrodisíaco que les atribuían los antiguos griegos, de modo que dar calabazas sería una invitación a abandonar los devaneos amorosos. Leí en alguna ocasión por algún lado (ya escribí en otro post sobre este tema) que en los monasterios de la Edad Media se utilizaban las pepitas de calabaza en las cuentas de los rosarios para alejar los pensamientos "lascivos". Además, la calabaza es un fruto muy aparente por fuera pero poco denso y poco sabroso. En ese sentido suele contraponerse al melón, que es el símbolo de la fecundidad, la abundancia y el lujo. Por eso se dice el refrán que escribí como la frase de hoy, ""te juzgué melón y me resultaste calabaza. 

 La canción: 



¿Quién de mi edad no se acuerda de Enrique Guzmán con los Teem Tops? y, ¿a que viene a cuento esta canción que no rima con CHULA?

PRESUMIDA

Nos veremos presumida no te puedo aguantar
esas puntadas tuyas no las puedo pasar
tu sin caviar y sin faisán no vives felíz
mientras yo solo quiero bailar rock and roll
Con las chamacas bailando y mis amigos gozando
junto con ellos te quisiera ver,
pero a ti tan solo el vals te convence
y un nuevo nombre to voy a poner
presumida presumida presumida presumida..
Es grande mi cariño y mi amor es más
pero dejar el rock no me lo pidas jamás
puedo ir a tus conciertos y vestirme de frack
no quiero que me trates de cambiar como tú
Con la chamacas bailando y mis amigos gozando
junto con ellos de quisiera ver ,
pero a ti tan solo el vals te convence
y un nuevo nombre te voy a poner
presumida presumida presumida presumida
Cuando a tus fiestas vamos de etiqueta voy
cuando a mis fiestas vamos visto como soy
no se como de pieles tu puedes llegar
que crees que soy tu burla me van a cortar
Son elegantes tus fiestas y caray que banquetes
pero sin rock no puedo ni comer
todos hablando de hombres ilustres
y de Elvis Presley nadie habla jamás
Nos vemos presumida no te puedo aguantar
esas puntadas tuyas no las puedo pasar
tu sin caviar y sin faisán no vives feliz
mientras yo solo quiero bialar rock and roll
Con las chamacas bailando y mis amigos gozando
junto con ellos te quisiera ver
pero a ti tan solo el vals te convence
un nuevo nombre te voy a poner
mi apretada, mi consentida te llamo presumida.

Agotado, después de la frase que se las trae y con esta canción que me canse de bailar en mi juventud, sólo resta el darte mi consejito: Pero por favor, ríndete, no tienes escapatoria, ¿no sientes tu persona rodeada por uno de mis abracitos? Pues eso, un abracito



No hay comentarios:

Publicar un comentario