lunes, 7 de abril de 2014

EXPRESANDO (que es gerundio)

Yo no quiero pecar de vanidoso ni nada por el estilo, es más, no es la primea vez que enumero en este mi blog los múltiples significados de la palabra carallo. Si mal no recuerdo, en uno de los primeros post de estos doscientos y algo publicados, comentaba lo del dominio del idioma que, según estadísticas, abarcaba un abanico que iba de los 500 vocablos usados por la gente más llana, a los más de 12.000 que puede llegar a utilizar una persona "medianamente culta", entendiendo por vocablo lo de  palabra, sonido o secuencia de sonidos con significado, y lo de medianamente culta, por una persona que se defiende con soltura en su profesión o quehacer diario, tanto si es alguien que convive con lo de las "cultas letras" como en lo de la "ciencia popular". Decía, si mal no recuerdo, que un gallego situado en cualquier lugar de ese abanico del dominio del idioma, tenía un valor añadido que era el uso del vocablo "CARALLO", y me explico:

O CARALLO VINTANOVE (el carallo ventinueve) existe en la realidad a modo de mojón en la calle Travesa Nº 29, esquina rua San Bieito, de Santiago de Compostela
nosotros, los gallegos, empleando solamente ese vocablo "CARALLO" en sus diversas acepciones y entonaciones, nos da una amplitud, un manejo del idioma que otros tendrían bastante más dificultad para expresar y, si no, mirar y ver:
RESIGNACIÓN: !ai que carallo!
INDIGNACIÓN: !que carallo!
CACHONDEO: !bueno carallo, bueno!
DESPLANTE: vai ó carallo
INQUISITIVO: ¿qué carallo é?
CONTRARIEDAD: tócache o carallo
CANSANCIO: déixate de caralladas
OFENSA: iste carallo é parvo
TEMPLANZA: !cálmate, carallo!
AMENAZA: ven, carallo, ven
NEGACIÓN: non, carallo, non
NEGACIÓN ROTUNDA: nin carallo, nin nada
JURAMENTO: !me cago no carallo!
IRA: me cago no carallo, !carallo!
ALABANZA: é un home de carallo
DUDA: o carallo vintenove
EXTRAÑEZA: ¿pero qué carallo pasa?
DESOBEDIENCIA, DESPRECIO: pásame por debaixo de carallo
ANIMOSO: dalle, carallo, dalle
CAPRICHOSO: salíume do carallo
CUALITATIVO: non vale un carallo
VALORATIVO: róncalle o carallo
FATALIDAD: !ten carallo a cousa...!
AGOTAMIENTO: xa estou hasta o carallo
PICARDÍA: o caralliño
METEOROLOGÍA: fai un tempo do carallo
LEJANÍA: no quinto carallo
 y así hasta llegar a los doce mil vocablos de la gente más guay en eso de los decires y de los hablares.

También en otro post de este mi blog hacía referencia a eso del lenguaje por gestos, por señas, sobre todo el lenguaje pícaro, el del abanico




con un repertorio del "lenguaje" que ya quisiera para si cualquier académico de la "lengua" y, si no, al repertorio me remito:
-Abanicarse de forma pausada, soy una señora casada y no quiero nada de ti
-Darte suavemente en el hombro con el abanico, pasa, por favor, el aspirador a la cueva
-Abanicarse rápidamente, te amo con intensidad, pero tengo dudas
-Abrirlo y cerrarlo de forma acompasada (como el intermitente de un coche) dame el mando de la tele, coñe
-Llevarlo cerrado en la mano izquierda, deseo tener novio
-Pasarse el abanico de una mano a otra, !inútil!, olvidaste comprar las pomme de terre  o patatas
-Llevarlo cerrado en la mano derecha, estoy comprometida
-Darte suavemente en la boca, te estás bebiendo mi cubata, a ver  si te fijas más
-Pasar el dedo por el borde abierto, sois cruel conmigo
-Ponerlo encima de la cabeza a modo de paraguas, recoge la ropa que empieza a llover
-Si se coloca en la sien y mira hacia arriba, Pienso en ti de día y de noche
-Señalar con el amenazadoramente, !porque no te callas!
-Apoyarlo cerrado en el corazón, te amo  locamente
-Colocarlo a la altura de las caderas, ¿quieres ir o que te manden?
-Cerrarlo rápidamente, habla con mi padre
-Hacer movimientos para airear tus zonas pudendas, no fui yo, lo prometo
-Cerrado sobre los labios, podéis besarme ahora
-Dar golpes suaves en la mesa, puedes recoger la mesa, pon el café
-Dejar caer el abanico, te pertenezco, soy tuya
-Apoyarlo cerrado en la frente, no quiero nada de ti
-Dar golpes enérgicos en la puerta del baño, !acaba de una vez!
-Guardar el abanico cerrado, no salgo hoy de paseo
-Dar golpecitos en la mesita de noche (o de día), !carai! es que no aguantas nada
-Sacarlo de un bolsillo, saldré de casa
-Abrir el abanico y mostrarlo, puedes esperarme
-Apoyarlo abierto en los labios, confía en mi, no te fallaré (o)
-Apoyarlo abierto sobre el corazón, deseo casarme
-Dar el abanico al novio, mi corazón es sólo tuyo
-Darse golpecitos en la mano derecha, te aborrezco
-Darse golpecitos en la mano izquierda, me gustas mucho
-Darse golpecitos en el vestido, tengo celos, no me hagas sufrir más
-Apoyarlo cerrado en la mejilla izquierda, soy toda tuya menos lo que tu ya sabes
-Apoyarlo cerrado en la mejilla derecha, cuidado, mi familia sospecha
-Contar las varillas o pasar el dedo por ellas, Deseo hablar contigo
-Jugar con el abanico, estoy impaciente, actúa
-Abierto, tenerlo al revés, Sin tu amor, prefiero morir


Bueno, bueno, pues después de todo esto salta a la palestra otra forma y/o manera de entenderse la gente de bien y no tan bien, gracias al esfuerzo y trabajo de investigación realizado por la Universidad de Ohio;



si señor, el gran estado de Ohio, el que limita al norte con un inmenso lago y está rodeado por Pensilvania, Indiana, Michigan, Kentucky, ..... cuyas Universidades se opusieron ferozmente a que esta investigación llegara a buen puerto llegando a "colar" un sinfín de infiltrados entre el montonazo de voluntarios que colaboraron en este grandioso estudio. Fijaros, años y años, milenios enteros, (algunos dicen que llevamos más de un millón de años) utilizando ciertos gestos y expresiones para comunicar nuestro estado de ánimo que, según el investigador Albert Meharabian, descompuso en porcentajes: 7% es verbal, 38%  vocal (tono, matices y otras características) y un 55% señales y gestos bien con la cara, bien con otras partes del cuerpo, sobre todo "con los dedos de la mano". 


no olvidar que pulsando en una de las fotos se ven más grandes y mejor
Aquí está la noticia de la que os hablaba, reciente, de la semana pasada. Ya veis, toda una vida creyendo que con los seis gestos esos del principio de la noticia: felicidad, sorpresa, enfado, tristeza, miedo y asco era más que suficiente para hacerte entender y resulta que no, que tenemos que aprender hasta 21 formas de poner la carita. Para adaptarme y aprender a poner estos caretos, el ciudadano normal como yo, deberíamos exigir a la autoridad competente un período más o menos largo, pero suficiente para adquirir soltura y evitando malos entendidos. 


Digo yo que sería bueno que los que estemos en ese período de aprendizaje podríamos llevar colgado del cuello un algo que nos identificara como novatos, por ejemplo, un emoticono con la L de prácticas; posiblemente evitaría más de un encontronazo porque, vamos a ver, la décima cara empezando por arriba que, parece ser significa una expresión "compuesta" de TRISTEMENTE TEMEROSO no es moco de pavo aprenderla de buenas a primeras; y no digamos la número once, que es una especie de CONSTERNACIÓN combinada con un poco de INDIGNACIÓN que se logra con un gesto que mezcla una determinada apertura de los párpados acompañada con una singular curvatura de la boca.

Pone este estudio como ejemplo a la Mona Lisa y dice que está expresando una emoción feliz en la zona de la boca, pero no con los ojos; una sonrisa naturalista -o una sonrisa de Duchenne, como la llaman los científicos "cognitivos" en referencia a nosequé del siglo XIX- que implica la contracción de un grupo de músculos que "arruga la comisura de los ojos", como al entrecerrarlos;

también dice este estudio, que ya es rizar el rizo, que la expresión de la cara no es simétrica, o sea, que es asimétrica, y que la mitad derecha de ella, Mona Lisa, no expresa lo mismo

que la izquierda; dice que la derecha está CLARAMENTE FELIZ y no así la otra mitad, la izquierda, que parece ser expresa como una especie de mosqueo. Vamos, no sabía yo de la asimetría de mi cara como si de los oídos se tratara, que siempre hay uno que carga más cerumen que el otro. Lo de "cargar" era -no se hoy en día- una expresión muy utilizada antaño por los sastres de trajes masculinos a medida, cuando al tomar medidas preguntaban "de que lado carga usted"; hoy, creo, lo dejan al libre albedrío del usuario.

Volviendo al tema que nos ocupa, al estudio de la Universidad de Ohio, digo yo, que si esta buena gente investigadora hubiera estado un poco viva con esto de las 21 expresiones faciales, quizás se dieran cuenta a tiempo y se decidieran a usar algo ya inventado, ya sabido, 
me refiero a los emoticonos que, precisamente ahora, están cumpliendo 30 y algo años de vida. Ya lo veis, un simple dibujito expresa a veces más fácilmente todo un sentimiento que un montón de palabras,

aunque Desmotivaciones.es dice en este cartel que usemos un emoticono para todo aquello que no se puede decir con palabras.

Concluyendo, amigos, un uso apropiado del vocablo "carallo" por parte de los hombres, lo mismo con el abanico para las mujeres, una cara con gestos limpios, amables, relajados y sonrientes, conjuntamente con un sin abuso de algún emoticono que otro, harán que nuestro entorno se vuelva más amigable, ¿probamos?.
Mientras, permitirme que introduzca aquí mi consejito, que para no parecer aburrido  lo acompaño con un emoticono: 

por favor, !ríndete! no tienes escapatoria, ¿no sientes tu persona rodeada por uno de mis abracitos?, pues eso, un abracito

No hay comentarios:

Publicar un comentario