viernes, 5 de octubre de 2012

BUENA GENTE

Hace muchos años, creo que a principios de los 80, e invitado por un allegado, asistí en el hotel Riazor de La Coruña a una conferencia coloquio patrocinada por la fundación Canovas del Castillo e impartida por el actual

Canovas del Castillo, renombrado  político conservador;  finales del siglo XIX

Ministro de Justicia Alberto Ruiz Gallardón. El tema a tratar fue "los liberados sindicales". La tendencia en el pensamiento político tanto de la Fundación como la del Ministro no dejaba, ni deja, lugar a dudas. En una palabra (de aquellos años ochenta) : ""se les hizo un traje""  a los liberados (con razón en ciertos aspectos) pero   confeccionado a la medida, vamos, que su figura salió guapa como dicen los asturianos. 
Ayer miércoles, día 3 de octubre, treinta y tantos años después,  tuve un desayuno, llamémosle de trabajo, con mi viejo amigo, compañero y SINDICALISTA, también llamado Alberto. Cinco o seis años más joven que yo, es liberado por un
bandera gallega oficial (sin la estrella roja de cinco puntas)

sindicato de corte "gallego y gallegista". Lleva en esa situación  (defender, aconsejar y ayudar), casi toda su vida laboral. Lo sorprendente, a estas alturas,  es que le llamé el día anterior para citarme con él  y me dijo que estaba en el trabajo, como "SIEMPRE", a partir de las ocho de la mañana; en esa empresa la jornada empieza un poco más tarde. Y así cumple ese horario todos los días, todas las semanas, todos los meses del año. ¿Creéis que hay muchos casos de gente (sindicalista) tan honrada con su "status"  y tan "productiva"?. Tuve una amena charla con él y lo importante es, que este encuentro me ayudó un poco más a inclinar la balanza del lado del platillo de la buena gente.

Pero no sólo fue él el que este miércoles ayudó, hizo fuerza en el platillo del lado de los "buenos".

Será que últimamente tengo la suerte de encontrar "con cierta frecuencia"  tréboles de cuatro hojas con mariquita incluida  que parece ser, es el sumun de la gente que presume de tener "chorra". Mi amiga la cultivada seguro que opina que hay que tener mucha suerte para encontrar como yo, ese tipo de trébol hasta en las paradas asfaltadas de los buses urbanos.
Y no sólo vive de paradas de autobuses el hombre afortunado, que eso alimenta, y de verdad, el espíritu, pero a cambio te deja con un nudo en la boca del estómago que no te quiero contar; ¿será hambre? Por si las moscas, al atardecer se enrolan en tu vida otros queridos amigos que traen consigo el "dueto": Paz para el alma y un par

de pizzas  para dar paz también al estómago. Por favor, amigos, el del sindicato, el anónimo de la tienda, la buena gente de la parada del bus, los de las pizzas, ..........., no os marchéis, no os alejéis nunca de mi lado.....  para que todos los días se parezcan al de HOY.


Y como la ocasión se lo merece, esta entrada o post no lo finalizo con la consabida frase, lo hago con unas canciones  de mi época y la de los mios; la primera es de los Bravos , año 1966 y dice:

 El sitio donde se espera
algo que jamás nos llega
una barra lo señala
azul y blanco pintada

la esperanza no se pierde
todos gritan: ¡ahí viene!
todo el mundo se prepara
¡no se escapará! .......


Pínchala, venga hombre, no lo pienses más:

http://www.youtube.com/watch?v=QK5d12LH9pc

Y después de oír a los Bravos, atrévete con los Sirex; no es un bus, es un tranvía, que aquí también los tuvimos y aun nos acordamos del último, el que iba de la plaza de Mina a Piruleiro (Antón, Antón, Antón piruleiro, cada cual......) Desapareció exactamente en el año 59 (quizás en el 60). En ese año me acompañó mi hermana María Luisa (Marilí) a hacer el examen de ingreso en el instituto masculino (30 céntimos de peseta el viaje o lo que es lo mismo 1€ = 166,38 pesetas;  166,38 x 100 = 16.638 céntimos de euro;  16.638 / 30 = 554 viajes y pico (554,6) que podría haber hecho con ese eurazo.

al despertarte las mañanas
para irte al trabajo
tu quisieras que domingo fuera ya
pero cuando te das cuenta
que las horas van pasando
tu corriendo te tendrás que levantar.......

http://www.youtube.com/watch?v=keRRJH6ma3w   

Año 1965, !! casi na !!

Un abracito

2 comentarios:

  1. Si encuentras gente tan buena es porque tu también lo eres.Conocerte a ti y contar con tu amistad, eso sí que es tener suerte.
    Gracias por querer ser mi amigo.Mª Carmen.

    ResponderEliminar
  2. Yo tambièn quiero decir que eres una gran persona y siempre has sido mi amigo, aunque estemos lejos se que siempre te tendrè ahì, yo tambièn me siento afortunada, esta amistad tiene 55 años y durarà toda mi vida. Un abracito.

    ResponderEliminar